De todo un poco y de nada mucho


Este blog ha sido creado en honor a todos los pastiches del mundo.
Bienvenidos y no olviden dejar sus zapatos en la entrada.
Gracias.



2/5/09

ESE MALDITO VIRUS ESTOMACAL



Todo empezó el domingo en la tarde.
Primero me sentí mal de la panza, como si hubiera comido una tonelada de mantecol sin respirar entre bocados.
Pensé que sería por el frío (nunca entendí mucho de medicina) y me abrigué los pies.
Hacia la medianoche, todavía sintiendome muy mal, decidí acostarme.
Pero lejos de ser la solución, acostarme fue peor. Las paredes giraban a mi lado, como si estuviera totalmente ebria (bueno, me contaron q ese es el efecto causado por el alcohol), tenía frío y náuseas.No dormí en toda la noche.
El lunes amanecí pálida y ojerosa, con fiebre y mareada.
Sentía que mi estómago tenía vida propia y quería salirse.Así que no fui a trabajar y me quedé acostada, sufriendo en solitario, contando mis minutos finales.
Pero no morí.
No podía morir.
De hacerlo, este blog quedaría huérfano y no puedo hacer semejante cosa.
Tengo una responsabilidad y debo cumplir con ella.
Así que aguanté todo el maldito lunes entre náuseas y mareos, calores y fríos, sosteniéndome sólo con una porción de arroz blanco y un poco de té.
Esa noche me empastillé para poder dormir.
El martes amanecí mejor y fui a trabajar.
Ya no tenía fiebre ni mareos pero seguía sintiendo una gran piedra en mi estómago.
La sensación similar a comerse un zapato con cordones y todo (nunca lo hice pero debe sentirse igual).
Voy a ahorrales el seguimiento de mi enfermedad, y los llevaré directamente al día de hoy (casi una semana después).
Día feliz! soleado, hermoso, en el cual me desperté sintiéndome como nueva.
Una nueva persona que ya no tiene que comer arroz blanco! Vivaaa!
Podemos quedarnos tranquilos: lo mío no fue gripe porcina. Tampoco nada mortal.
Fue apenas un virus de esos que andan por ahí a la pesca de algún organismo debilucho y zácate... se meten a la fuerza y uno tiene que alojarlos.
Pero ya estoy curada y lo mejor: hoy es sábado (que oportuno jejeje)

6 comentarios:

alejandro dijo...

creo que hay un poema de Machado que habla sobre lo que te pasó, y en mi memoria dice algo así:

todo pasa y todo queda,
pero lo del virus fue pasar,
pasar haciéndose camino
por tu parte estomacal.
qué bien que estés repuesta
saludos...

chica pastiche.- dijo...

jjjjj
si... creo que a machado le pasó algo similar cuando se inspiró para ese poema.

Fede dijo...

Comer arroz blanco debe ser lo más parecido a comer telgopor. Después de las galletas de arroz claro. Y me acabo de dar cuenta de la coincidencia..ambas son de arroz!
Me voy antes de seguir diciendo estas cosas, me alegro que tu convivencia con esos bichitos haya terminado.

Ñomo de Morris dijo...

SOS UN BOMBON. TE AMO

chica pastiche.- dijo...

jjjj no se como contestar a eso... mmm... gracias??

Blá. dijo...

jajaja, lo mejor después de un virus estomacal: sábado!